Surgimiento del cristianismo

En el escrito anterior, comenté que Jesús creó la base de una secta judía, los nazarenos.

Es Pablo, el que realmente crea el cristianismo; por eso se dice de él, que es el apóstol de los gentiles. Los gentiles eran los que no eran judíos. Él mismo era gentil, pero se hizo judío de adulto; dicho de otra forma, se circuncidó de adulto y la mala experiencia que esto supone.

Cuando la mili era obligatoria, se sabía de gente que le tuvieron que realizar la operación de fimosis durante la mili, que consistía en la eliminación de la piel “sobrante” del pene, porque no se replegaba durante el acto sexual. Eso es la circuncisión, pero a los siete años.

Los niños lo tienen que aceptar, en medio de la parafernalia que se monta; fiesta, comida, centro de atención. Tienen que asumir el dolor del proceso y sus molestias posteriores.

Pero de adulto, además del proceso operatorio en sí, sin anestesia o con poca anestesia, las molestias posteriores, en el adulto se complican mas, sobre todo si se pone en tu campo de visión alguna mozuca de buen ver, que puede volver a reabrir las cicatrices.

Esto explicaría la eliminación en el cristianismo de la circuncisión, lo que facilitó enormemente su difusión.

Ello conllevó la ruptura con la ley de Moisés y da lugar al cristianismo.

Cada grupo cristiano, entiende a su manera las palabras atribuidas a Jesús; unos le consideran un Dios y otros un profeta.

Observación: se le cita como el hijo del hombre (el padre que debió llevar la insurrección ) y alguna vez como hijo de Dios; esta última afirmación tiene que ser un añadido posterior, porque en el entorno judío en el que se movía Jesús, esta era la mayor blasfemia que se podía cometer, siendo inmediatamente lapidado; pensar que el nombre de Dios era impronunciable; decir o escribir, ser hijo de él, sería para los judíos algo horroroso.

Si Pablo hizo este cambio desde una secta judía, será el emperador Constantino el que hará el siguiente cambio.

Lacharola.com

historia@lacharola.com

Acerca de Egui

Un maestruco en activo, con 33 años en activo y de momento y aunque parezca mentira, sin idea de jubilarse; cuido de una enorme finca y tengo una biblioteca. Como todo, la información caduca. Ya estoy jubilado con 38 años de servicio
Esta entrada fue publicada en Religión. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario